No son solo Google y Amazon: Apple también nos escucha

Ha salido a la luz que no son solo Google y Amazon quienes nos escuchan y que también Apple tiene transcriptores de las conversaciones de los usuarios con Siri.

Apple presenta los resultados financieros del tercer trimestre

Apple también escucha las conversaciones

Hace poco tiempo salió a la palestra que Google y Amazon, además de rastrear la actividad de sus usuarios escuchaban conversaciones privadas de los usuarios. Google a través de todos sus dispositivos inteligentes como smartphones y su altavoz inteligente y Amazon a través de Echo de Alexa.

Parecía que Apple no entraba dentro de ese saco, pero gracias al medio El País, se ha podido saber que ocurre algo similar. Las conversaciones que los usuarios mantenemos con Siri, el asistente virtual del iOS, Mac y Apple Watch, son transcritas para mejorar el servicio.

Las conversaciones escuchadas por Apple han sido, exclusivamente, conversaciones en las que se invocaba a Siri

La propia Apple nos informa, a la hora de configurar Siri y las opciones de privacidad, que ciertos datos podrán ser analizados y utilizados para mejorar el servicio y, nosotros los usuarios, podemos optar por que se envíen o no se envíen.

Además, según se ha sabido, hay claras diferencias entre lo que hace Apple y lo que se conoció que hacen Google y Amazon. En primer lugar, los transcriptores de Apple han dejado claro que todas las conversaciones obtenidas lo han sido de conversaciones que los usuarios han tenido con Siri.

localización ubicación privacidad iOS 13 apple

Una de las mejoras en privacidad que traerá iOS 13 al iPhone

Es decir, tras haber iniciado a Siri por el usuario o por error (al decir Oye Siri o algo similar o por mantener pulsado el botón que invoca a Siri. Esto no ocurría con Google y con Amazon, en cuyo caso quedo comprobado que se transcribieron conversaciones cotidianas, en las que los usuarios no habían invocado al asistente.

En segundo lugar también se ha dado a conocer que, aunque se envíen estos datos y se almacenen, se disocian completamente del usuario siendo imposible saber a quién corresponde. Justo lo contrario ocurrió con las recopiladas por Google, gracias a las cuales, investigadores pudieron ir a la casa concreta y hablar con las personas concretas que intervinieron en una conversación.

¿Qué os parece? Aunque Apple deja claro que algunos datos se pueden enviar y almacenar si damos nuestro consentimiento, no dejan de ser llamativos e inquietantes estos descubrimiento.

Comenta