Un tribunal multa a Samsung con pagar a Apple 538 millones de dólares

La guerra entre Apple y Samsung por la infracción por parte de Samsung de la patente del iPhone parece que ha tocado a su fin, por la nueva multa a Samsung.

multa a samsung Apple resultados económicos Apple

Samsung y Apple llevan enzarzados en una batalla legal por la infracción por parte de la marca surcoreana de la patente del iPhone desde el año 2011. Este litigio, en el que Apple pedía 1000 millones de dólares y Samsung ofrecía pagar 28 millones, ya había sido valorado por un tribunal, pero parece que ahora ya ha llegado a su fin.

CON LA DETERMINACIÓN DE LA CUANTÍA DE LA MULTA A SAMSUNG PARECE QUE EL LITIGIO TOCA A SU FIN

La anterior valoración que hizo el tribunal fue que era obvio que Samsung había infringido la patente del iPhone, copiándolo para implementar el diseño del mismo en su Samsung Galaxy S. Para determinar que copiaron al iPhone, se basaron tanto en el diseño exterior del iPhone, con sus biseles, así como en el diseño de los iconos del sistema operativo.

Así, ya se consideró probado que Samsung había copiado y utilizado de forma ilegal las patentes del iPhone que eran propiedad de Apple, las cuales incluían el diseño frontal, lateral y trasero del dispositivo, así como el botón Home, y determinados aspectos del diseño a nivel de sistema operativo.

iphone 3gs galaxy s multa a samsung

Los diseños de los teléfonos objeto del litigio

Lo que actualmente ha dictaminado el tribunal es la cuantía que tendrá que abonar Samsung a Apple, es decir, la multa a Samsung. Como se ha mencionado anteriormente, Samsung ofreció 2o millones de dólares mientras que Apple pedía 1000 millones.

Estas cifras se han visto bastante acotadas y, finalmente, se ha dictaminado que Samsung deberá pagar a Apple 538 millones de dólares. Esta indemnización se debe a los “daños” que provocó a Apple el uso de dichas patentes por la marca surcoreana para crear su Galaxy S.

De esta forma parece que el tema parece zanjado de una vez por todas. Esperemos que se quede ahí y no surjan nuevos litigios derivados de otros asuntos.

Más artículos sobre:

Comenta